Ya sólo habla de amor

Empecé a leer a Ray Loriga en mis años de universidad porque dos de mis mejores amigos por aquel entonces, Cristina Isidoro y Juan Carlos Galindo, lo leían. Ellos apenas se conocían y el hecho de que me recomendaran al mismo escritor me resultó muy significativo.

El primer libro que leí fue “Lo peor de todo“. No me gustó demasiado. Sin embargo, como se caracterizaba por las frases cortas y la sencillez, no me me impidió leer “Caídos del cielo“. Tengo mejor recuerdo de este libro, que leí en época de exámenes. Cuando leí “Días extraños”, mi padre me preguntó si pensaba hacer una tesis sobre Ray Loriga. Diez años después, creo que si me lo propusiera, sería capaz. “Días extraños” es un libro al que se le puede sacar mucho jugo, ya que contiene pequeñas reflexiones.

Me costó leer “Tokio ya no nos quiere“. Era una especie de tratado sobre las drogas y reflexión sobrel a memoria. “Trífero” es la historia de un “donnadie” que se casa con una noruega. Tras la muerte de su mujer, rehace su vida sin mucha dificultad. Percibí el libro como una reflexión sobre la relación con uno mismo.

Cuando trabajaba en “Un idioma sin fronteras”, de Radio Exterior de España, tuve la suerte de entrevistar a Ray Loriga con motivo del lanzamiento de “El hombre que inventó Manhattan“. Éste es sin duda el libro de su obra que más me ha gustado. Son pequeñas historias que se interrelacionan entre ellas por pequeños elementos.

Ya sólo habla de amor, de Ray Loriga

Ya sólo habla de amor, de Ray Loriga

Y así hemos llegado hasta “Ya sólo habla de amor“. Cuenta la historia de Sebastián, un escritor que, después de haber amado a dos mujeres, no consigue volver a amar. Se ha enamorado, según reseñaba “Babelia“, de su tristeza. La novela se desarrolla durante una fiesta en la Embajada Suiza.

Ray Loriga es hoy mi vecino, lo que ha hecho que al empezar a leer no puediera evitar identificarle con Sebastián. “Sebastián expone situaciones situaciones amorosas catastroficas por las que yo he pasado, que he experimentado. Pero estas historias, que me nacen de dentro, se convierten en algo que ya no forma parte de mi biografía en cuanto llegan al papel. Entonces les añado cosas que he oído por ahí, que me han contado otras persoans: exagero, tergiverso…”, comentaba Ray Loriga en una entrevista para “Elle“.

La portada del libro se la ha cedido Fátima de Burnay, otra de mis vecinas, la dueña de Kala y la prima de la modelo Eugenia Silva.

Una respuesta a Ya sólo habla de amor

  1. Iván Denisovich dice:

    Hola Usúe

    Yo pude leer “Trífero” (no sé si era Raúl o Saúl), pero no me convenció demasiado. Me gustaría leer “El hombre que inventó Manhattan”, así que espero que mi impresión sobre Loriga mejore.

    Un saludo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: