El lago Rotorua

Parte del atractivo de Rotorua (y de Nueva Zelanda en general) son sus lagos. Hemos tenido la suerte de estar alojados dos noches en The Lake House, el Bed & Breadfast de Kent y Carol. Cuando entramos en la habitación, no podíamos creerlo. La pared de en frente de la cama era íntegramente de cristal, con vistas al lago Rotorua. Sólo nos separaba de él una explanada de césped verde. Nos enseñaron la casa y el jardín, en el cual descubrimos una pequeña casita que albergaba el jacuzzi, también con vistas al lago. ¡Menudo lujo! Y no teníamos ni idea.

Vista del lago Rotorua desde el jacuzzi

Vista del lago Rotorua desde el jacuzzi

Después de visitar Whakarewarewa, dimos un paseo bordeando el lago Rotorua, hasta el aeropuerto, y nos dimos un baño en el jacuzzi.

La primera noche cenamos en Wai Ora, un restaurante que nos recomendaron Kent y Carol, que está a cinco minutos de la casa. Los platos estaban muy bien presentados. Carlos probó la cerveza Mata y yo el vino de Kiwi. De postre tomamos una tabla de quesos de la isla y pavlova, una especie de merengue típico.

Presentación de platos en Wai Ora

Presentación de platos en Wai Ora

La segunda noche cenamos en Ale House, un bar restaurante Kiwi. Carlos pidió una hamburguesa, que resultó ser enorme. Y yo, medio costillar (“son solo seis costillas”, me dijeron). Solo seis, pero de qué tamaño. Las costillas más grandes que he visto en mi vida.

Los desayunos de Carol resultaron ser también impresionantes. El primer día, tortilla, curiosamente hecha al horno. El segundo día, bacon y tostadas con sirope de arce. Según nos comentaba intenta hacer cada día un desayuno diferente para no aburrir a sus huéspedes.

Con Carol hemos tenido la oportunidad de hablar sobre los Bed & Breakfast, que poco tienen que ver con los de Reino Unido, mucho más impersonales. Aquí suelen estar regentados por familias británicas que buscan relacionarse con los extranjeros que visitan la isla. En su caso, ella era profesora y cuando se jubiló tenía miedo de echar de menos el contacto con la gente. Por eso decidió convertir su casa en un Bed & Breadfast. Cuando nos hemos ido, han salido a despedirnos a la puerta.

8 respuestas a El lago Rotorua

  1. El Vigía dice:

    ¡Qué ilusión este viaje por Nueva Zelanda! Y hablar por teléfono (o Skipe) con gente cabeza abajo…nunca lo había heco y no sé si volveré a hacerlo.
    Gracias por ser como sois y contarnos tantas cosas.

  2. El Vigía dice:

    ¿Cómo puede ser que este post esté ya entre los más vistos? ¿Cuanta gente se ha enterado antes que yo?
    ¡Ja, ja ja…!

  3. fuensanta dice:

    bueno, yo porque no viajo en avion, sino me iria a ver el lago y todo lo demas que debe de ser precioso, h<sta pronto

  4. blancamadi dice:

    que bonito. seguid disfrutando de vuestro viaje !!🙂

  5. la viajera infatigable dice:

    Todo esto es guay. La pared de cristal que os separaba del lago,es alucinante. Todo maravilloso. ¡Qué envidia no estar ahí! Que lo paséis muy bien.

  6. usue dice:

    Gracias por vuestros comentarios. A ver si consigo sacar pequeños ratitos para seguiros contando…

  7. blancamadi dice:

    si, si, sigue contando. me siento como si “viajara un poquito” con vosotros

  8. El Vigía dice:

    ¡Venga chicos! Tenemos que conseguir que El lago Rotorua se convierta en el post más visto. ¡Ya está bien de Hello Kitty!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: